Diferencias entre una Sociedad Limitada y una Sociedad Anónima | VentaSociedades Saltar al contenido
VentaSociedades

Diferencias entre una Sociedad Limitada y una Sociedad Anónima

A veces, pueden surgir preguntas entre las diferencias entre una sociedad de limitada y una sociedad anónima, veremos a continuación algunas características que pueden llevarnos a optar por una u otra.

También ofrecemos la posibilidad de comprar sociedades limitadas como sociedades anónimas, si quieres ver el listado de sociedades con todas sus características, haga clic en la siguiente imagen.

Diferencias entre una Sociedad Limitada y una Sociedad Anónima

Existen unas pequeñas diferencias entre una sociedad limitada y una sociedad anónima, a continuación explicaremos que diferencias tiene para que quede de una manera clara.

TIPO DE ACTIVIDAD

La actividad a realizar puede determinar la elección.

En principio, una sociedad limitada puede realizar cualquier actividad. Sin embargo, algunas actividades (empresas bancarias, administradoras de fondos de pensiones, seguros, etc.) solo pueden ser realizadas por sociedades anónimas.

NÚMERO DE SOCIOS

Tanto la sociedad anónima como la sociedad anónima son sociedades capitalistas (lo importante es el capital aportado por cada socio).

Sin embargo, los aspectos personales de los socios son más importantes en la sociedad de responsabilidad limitada, por lo que esto es más adecuado para actividades en las que se prevé la participación de menos socios, para asociaciones familiares o profesionales y para desarrollar negocios con un pequeño esfuerzo inicial.

La sociedad anónima es una sociedad abierta en la que los accionistas pueden vender libremente sus acciones (en la sociedad de responsabilidad limitada solo es gratis si el comprador es otro socio, el cónyuge o uno de los hijos del vendedor).

Es precisamente esta libertad a la hora de vender acciones la que determina que solo las empresas puedan cotizar en bolsa.

CAPITAL SOCIAL MÍNIMO

El capital mínimo en forma anónima es de 60.000 euros divididos en acciones.

Debe pagar al menos el 25%, es decir, su estructura organizativa requiere un capital inicial de 15.000 euros.

Los fondos restantes deben depositarse posteriormente en la cuenta de la empresa dentro del límite de tiempo especificado en las reglas.

Sin embargo, el capital de la sociedad limitada es de 3.000 euros.

TRÁMITES DE LA CONSTITUCIÓN

Aunque los procedimientos de composición de las dos sociedades son similares, la fusión de SL es más flexible.

Además de un capital menor, el reglamento también requiere menos disposiciones. Si se va a realizar una aportación de capital “no dinerario” al capital social de la empresa, en una sociedad anónima es necesario que el Registro Mercantil nombre a un experto independiente para publicar un informe.

El valor de la contribución. Este informe no es necesario para sociedades limitadas.

Por otro lado, el funcionamiento de las sociedades anónimas es más riguroso, requiriendo la convocatoria de una junta general de accionistas tras una rueda de prensa y el Boletín del Registro Mercantil.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Call Now Button